martes, 2 de abril de 2013

El a,b,c de la atención al cliente en hosteleria



El cliente es el elemento sobre el que gira y se desarrolla todo nuestro negocio o proyecto, sin clientes no hay negocio, tenemos que plantearnos si realmente construyo mi proyecto y mi negocio desde las necesidades de ellos o sobre las que las nuestras.  ¿Doy el servicio que esperan?. Es un profundo ejercicio de reflexión y plantearnos nuestro negocio, no desde nuestro punto de vista, si no desde el de nuestro cliente que entra en nuestro local.



Actualmente, varios factores socio-económicos han disparado la perdida continua de clientes. Este momento nos tiene que hacer pensar sobre la vulnerabilidad de nuestro proyecto y tiene que ayudarnos a recordar las bases sobre las que se asienta nuestro negocio, definiendo y optimizando los productos que ofrecemos y analizando sobre el trato que profesamos hacia el cliente. 

Sobre este trato quiero  3 momentos principales y básicos en la atención al cliente en sala:

1º LA ENTRADA
Una vez que el cliente nos ha elegido, es el momento de encaminar todas nuestras energías en responder a las expectativas generadas, el momento clave, la primera toma de contacto (tan sencillo como tratar al cliente de una forma natural y espontanea, como nos gustaría que nos atendieran) y una sonrisa, siempre facilita una primera aproximación. Por lo tanto una vez que entre el saludo es fundamental, siempre, aunque sean clientes habituales.

2º EL SERVICIO
De nada nos sirve hacer hincapié en la llegada del cliente, si no mantenemos la misma actitud pro-activa durante todo el servicio, controlar el ritmo del servicio, el ritmo es fundamental.

3º LA DESPEDIDA
Sobre todo no descuidar al finalizar el servicio, despedirle con cordialidad y afecto para que sea el comienzo de una duradera relación entre el cliente y nuestro negocio. Lo último es lo que recordará de nosotros. Un detalles, una despedida cordial.

Es así de sencillo ahora te tienes que preguntar:
¿tu personal sabe estos pasos?
 ¿tu se lo has enseñado?

Pero para esto necesitamos tener el personal motivado e implicado, ahora es el momento de sacar lo mejor de nosotros y liderar, apoyándonos, en nuestros equipos de trabajo, afrontar una situación de crisis como la actual nos hace más fuertes y eficientes y crea la conciencia de equipo.

Nuestra reflexión:

Recuerda que ahora puede dar un valor añadido a tu proyecto si haces una política que se apoye en el servicio, te diferenciaras de la competencia y recuerda el cliente puede ser el mejor comercial de nuestro propio negocio

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.